Los Naranjeros de Hermosillo

By on octubre 23, 2011
Naranjeros de Hermosillo

Naranjeros de HermosilloEl brote de la naranja, nos anuncia el cambio de estación,  de verano a otoño. Que trae consigo la temporada de los Naranjeros de Hermosillo, en la Liga Mexicana del Pacífico. Bajo la lunas  de octubre, el umpire  al grito de ¡play ball!, comienza la tradición beisbolera en Hermosillo (y en el pacífico), que se ha forjado a base de grandes batazos de cuatro esquinas del “Superman de Chihuahua” Héctor Espino (el 21 anaranjarado, como decía la cumbia que le compusieron). Los tremendos bazookasos, llamados así por la potencia y precisión de sus tiros de home a segunda  de Sergio “Kaliman” Robles; el gran lanzador veracruzano Maximino León, el manejo estratégico y sorpresivo de Benjamín “Cananea” Reyes y las divertidas apariciones de Beto Coyote.

Fernando M. OrtizEl primer parque de pelota, que albergó los juegos de los Narajeros  (en ese tiempo llamados Queliteros de Hermosillo),  fue la  “Casa del Pueblo” en 1944, construido sobre el “Parque Madero”, a similitud del Estadio Venustiano Carranza de la Cuidad de México.  Tras una encuesta pública se opto por cambiar el nombre a “Fernando M. Ortiz”, en homenaje a este personaje organizador e  impulsor del beisbol amateur en Hermosillo. Fue destruido en 1972, para dar paso al “Coloso del Choyal”, que en 1976 cambió su nombre al de “Héctor Espino”, para honrar en vida y en activo, al “niño asesino de Chihuahua”, máximo bateador de todos los tiempos, liderando los records de por vida con un promedio de .329, 299 home runs, 1097 carreras producidas, en 24 temporadas, 1552 juegos y 5544 turnos al bat. ¡Eraaa Boy, Superman!

La gran Historia pelotera de Hermosillo, se complementa y los aficionados se enorgullecen,  al ser el equipo profesional de todos los deportes, con mayor Palmarés (mejor record, en palabras comunes), 15 campeonatos de la Liga Mexicana del Pacífico, 3 de la  Liga de la Costa y un título de la Serie del Caribe en 1976 en Santo Domingo, Republica Domincana.

“Aaarrrriiba, Los Naranjeros, Aaarrrriiba, Los Naranjeros…” ¡Beisbol, señores!

About Redacción

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *